Prevención

Inicio/Salud/Prevención
Prevención 2017-01-18T15:27:25+00:00

“SI ALGUIEN BUSCA LA SALUD, PREGÚNTALE SI ESTÁ DISPUESTO A EVITAR LAS CAUSAS DE LA ENFERMEDAD; EN CASO CONTRARIO ABSTENTE DE AYUDARLE” (SÓCRATES)

Enlace de interés: WWW.CLUBGENTESALUDABLE.COM

SOBRE SALUD Y ENFERMEDAD NEUMOLÓGICA

(acerca de cómo estar sano y por qué consultar pronto al médico)

Cuando una persona deja de estar bien, de estar como siempre, es posible que ya no esté sana, que esté enferma. Si la sensación de “no estar bien” continúa, debe consultar con el médico. De esta forma contribuirá, en su propio beneficio, al diagnóstico precoz de la causa que ha originado ese cambio.

En las enfermedades en general el diagnóstico precoz es esencial porque en los estadios o fases iniciales de las mismas la respuesta al tratamiento es más favorable. En las enfermedades neumológicas sucede lo mismo. Por ejemplo, el asma de comienzo reciente responde mejor al tratamiento que el asma de más larga evolución que no ha sido tratada. Y también en las infecciones respiratorias: el diagnóstico y tratamiento precoz de la tuberculosis pulmonar conseguirá que el paciente quede sin secuelas en sus pulmones; si por el contrario la tuberculosis se diagnostica tardíamente es posible que el paciente quede con cicatrices y si son importantes puede ocasionarle disnea. El cáncer de pulmón diagnosticado en estadios precoces puede curarse en un porcentaje considerable de casos.

La historia clínica y exploración física es la parte esencial para el correcto diagnóstico de las enfermedades. Una buena historia clínica y exploración física requieren, en la mayoría de los casos, al menos media hora en una primera consulta. Ninguno de los posteriores exámenes complementarios serán tan importantes como la historia clínica, o entrevista del paciente con el médico, y exploración física para orientar correctamente el diagnóstico del trastorno que ha motivado la consulta.

Para que el médico pueda tratarle adecuadamente es esencial que antes le diagnostique correctamente. Debe acostumbrarse, antes de iniciar el tratamiento recomendado, a pedir al médico que le informe por escrito del nombre del trastorno que ha diagnosticado y a solicitarle toda la información que necesite sobre el proceso y el tratamiento recomendado.

Los médicos estamos unas veces en la incertidumbre en relación con el diagnóstico del enfermo y otras sobre la elección del mejor tratamiento. Compartir la incertidumbre con el paciente es conveniente para acordar y tomar las mejores decisiones. Las decisiones pactadas con el paciente pueden ser las más adecuadas.

ALGUNAS RECOMENDACIONES para disfrutar de una buena salud y protegerse mejor contra las enfermedades

  • No fume.
  • No tome bebidas alcohólicas. O al menos hágalo con moderación y en las comidas.
  • Coma pocas grasas, no abuse de los hidratos de carbono ni de las proteínas y tome mucha fruta, verduras y legumbres.
  • Haga ejercicio adaptado a su edad. Camine mucho. En las aldeas de Galicia hay dichos que resumen muy bien los más importante para disfrutar de buena salud: “Poco plato y mucho zapato”, “mucha suela y poca cazuela”…
  • No engorde. Si está por encima de su peso ideal debe adelgazar.
  • Para dormir son suficientes seis o siete horas. Dedique el resto del tiempo a trabajar, estar con su familia, leer, viajar, etc.

ANÉCDOTA

En un tebeo le pregunta el niño al sabio: “Maestro, ¿que debo hacer para vivir muchos años”?
Le responde el sabio: “no fumar, no beber alcohol, comer poco y caminar mucho”.
Y a continuación le pregunta: “¿y para ser feliz?”
Le responde el sabio: “olvidarte de la respuesta anterior”.
Estoy seguro que estarán de acuerdo conmigo en que la felicidad no consiste en fumar, beber alcohol, comer mucho y caminar poco.

SI QUIERE DISFRUTAR DE BUENA SALUD, RECUERDE:

– NO FUME, NO TOME BEBIDAS ALCOHÓLICAS, COMA POCO, Y “… CAMINE MUCHO”.